Objetivo del retiro: Dar herramientas al joven, para que por medio de: la oración, el acompañamiento espiritual y humano, la comunicación y la fraternidad; llegue al conocimiento propio, de Dios, de los otros y de su entorno.
Para poder alcanzar la plena realización de su ser como cristiano y como carmelita. Brindar elementos de formación integral a los jóvenes que les permita clarificar su proyecto de vida viviendo la propuesta de Jesús de acuerdo a la espiritualidad carmelitana.